En el mundo del running hay pocas respuestas generales que valgan absolutamente para todo el mundo. Cada persona asimila de forma diferente las cargas de entrenamiento, los descansos, la comida… Una suplementación no puede sustituir nunca a una dieta equilibrada natural, aunque para muchos son indispensables en el día a día de un runner que entrene entre 3-5 días a la semana.

Hay algo que todos conocemos: “comer sano y variado”. Ese comer sano es lo mejor que puedes hacerle a tu cuerpo para que esté bien, en forma, se recupere de los esfuerzos y esté preparado para la próxima carrera.

Ahora bien, hay muchos momentos en el que nuestro organismo puede necesitar un aporte de vitaminas extra para el día a día, un aporte de hidratos, azúcares o sales minerales durante una carrera.Nos sentimos muy cansados, nos resfriamos más de lo normal, no recuperamos bien… De todas formas, olvídate de milagros. Si eso es lo que buscas, entrena más y come mejor. No hay atajos posibles.

Además, la vida ‘moderna’ que muchos llevamos no suele ser muy compatible con “comer sano y variado”. Los tupper en el trabajo o en la biblioteca, la falta de tiempo para cocinar, la comida fácil y rápida (sandwich, hamburguesas, precocinados…), hacen que no nos nutramos correctamente, o al menos que no seamos capaces de dar a nuestro cuerpo todo lo que necesita.

Lo ideal es que nos pusiéramos en manos de un nutricionista que, además de experto en nutrición, sea un nutricionista deportivo y sepa discernir qué necesitas para correr, ya que esto no sólo se trata de adelgazar o de buscar nuestro peso ideal.

No estamos en contra de los suplementos nutricionales pero estamos muy en contra de la ‘automedicación’ y del consumo sin consejo de un médico o un experto en nutrición deportiva. No todo es inocuo y no hablamos de productos que puedan dar positivo en un control antidoping, que sería muy grave, si no de tomar vitaminas o cualquier tipo de sustancia siempre bajo supervisión de especialistas.

Los complejos multivitamínicos suelen ser los reyes de la suplementación, a veces acompañados de ‘energizantes’ que intentan ayudarnos a ponernos en marcha cada día tipo ginseng, jalea real.y nutrientes para fortalecer nuestras defensas en momentos de cambios de temperatura/estación. Ojo a los excesos con la cafeína y estimulantes en general.

Entre los suplementos más utilizados también hay uno que nos suena mucho a los Beer Runners: la levadura de cerveza. Es un producto muy recomendable para deportistas ya que contiene vitaminas B, aminoácidos y minerales (hierro, magnesio, potasio, zinc, selenio, cromo…). La levadura de cerveza nos ayuda a rendir mejor, a asimilar otros nutrientes y a recuperarnos del esfuerzo.

En este enlace tienes un completo listado de sustancias ‘habituales’ en el mundo runner, seguro que habrás escuchado a otros corredores hablar de ellas:

http://running.es/reportajes/suplementos-deportivos-¿los-necesito-¿cuáles-cómo-y-cuántos#.VhzSJdb_-1s

Creatina, aminoácidos, BCAA’s, Glutamina… ¿Sigues pensando que necesitas suplementos? Tal vez sí, pero si eres capaz de comer sano, seguramente no necesitarás recurrir a pastillas, batidos o sobres. Y recuerda, una buena cerveza te rehidrata perfectamente tras correr.

¡Está demostrado!