3 Rutas Beer Walkers  por Juan Ramos  (capitán Beer Runners A Coruña)

Caminar por A Coruña es un placer inigualable tanto si buscas hacerlo al lado del Atlántico o como si decides protegerte por el interior de la ciudad o en el entorno. Y si terminas la ruta saboreando una cerveza y un poco de pulpo… es que estás casi en el paraíso. Para el cerveceo posterior os invitamos a que nos recomendéis vuestros lugares favoritos en nuestras redes sociales (Facebook, Instagram o Twitter).

El grupo Beer Runners de A Coruña siempre ha sido uno de los más activos… ¡y de os más veteranos en España! Y ahora también incorpora el movimiento Beer Walkers. Por eso, aquí te dejamos 3 rutas geniales para disfrutar a tope esta ciudad gallega conocida en el mundo entero por su belleza y por su espíritu abierto:

1)      El paseo marítimo: Sin lugar a dudas el más clásico de todos los lugares para caminar por la ciudad… ¡Y por muchas razones! Es el paseo marítimo urbano más largo de Europa con sus más de 13 kilómetros continuos a la orilla del mar. Su comienzo se ubica en las cercanías de la depuradora de EDAR Bens y tras bordear toda la península pasando por lugares como el Monte de San Pedro, El Milenium, o sus múltiples playas, llegando a la Torre de Hércules (Patrimonio de la Humanidad desde hace 10 años y uno de los grandes reclamos turísticos de la ciudad), el dique de abrigo… Hasta terminar en la zona del puerto.

2)      Los caminos de la Torre de Hércules: Para los que huyen del cemento esta es una gran opción, ya que alrededor de la Torre de Hércules hay senderos de tierra con un continuo sube y baja (aunque no es muy exigente) pero, sobre todo, con unas vistas espectaculares sobre el océano y la propia ciudad.

Recorriendo todos los senderos de forma circular y llegando hasta la playa de Orillamar podemos caminar alrededor de unos 5 ó 6 kilómetros siempre con el mar a nuestros pies. Si no lo conoces aquí te enamorarás de por vida de la costa atlántica.

3)      Parque de Bens: Los que no son de la zona suelen ‘alucinar’ con esta historia. El Parque de Bens fue Inaugurado en junio del 2001 sobre lo que fue el antiguo vertedero de la ciudad, sí vertedero, y cuenta con una extensión de aproximadamente 600.000 metros cuadrados divididos en varias zonas. Dentro del parque podemos encontrar desde senderos de tierra para pasear, partes con asfalto, una zona habilitada para poder soltar a nuestras mascotas (a muchos nos gusta pasear con ellas) e incluso zonas con algunas máquinas para realizar ejercicios. En resumen, algo más de 6 km para pasear donde alternaremos asfalto y tierra, teniendo desde el punto más alto una visión increíble de toda la ciudad. Si os animáis a ir mucho ojo que es habitual que sople en viento fuerte, así que lleva un cortavientos siempre a mano.