Comenzamos el año 2016 con renovados bríos, nuevas intenciones y propósitos pero persiguiendo viejos sueños y objetivos, como terminar un maratón, batir nuestras marcas… o simplemente seguir corriendo sin lesiones.

Para lograr empezar el año con buen pie lo ideal es que te marques estos retos, que los cumplas a rajatabla, y así, el camino a tu objetivo lo tendrás más favorable.

HACER SERIES

¿Qué son las series? Pues es hacer uno o varios bloques de intervalos a un determinado ritmo. Hablando en plata: correr 6 veces 1 km a 4’ minutos/km de ritmo, descansando un minuto y medio entre cada kilómetro. O correr 10x400 recuperando 1 minuto, o 3x2.000 metros recuperando 3 minutos… La cuestión es correr esas series a nuestro ritmo de competición, o por encima de ese ritmo. Lo habitual es hacer un par de días a la semana de series si corres unos 5 días, si corres 4 con un día sería más que suficiente. Es un entrenamiento exigente, así que coloca el día de series entre dos días de descanso o días ‘fáciles’. La gente normalmente hace un día de series largar (6-10x1km, o 3x2km…) y un día de series cortas (10x400 metros, 15x200 metros…). Recuerda calentar muy muy bien antes, las series ponen ciertamente al límite a nuestra musculatura si no la tratamos con ‘cariño’.

CORRER EN COMPAÑÍA (¡Y TERMINAR DE CAÑAS!)

Es más divertido, ameno, se te pasa el tiempo mucho más rápido.

Puedes progresar rápidamente si te unes a un grupo que corre más que tú. Eso sí, también puede ‘echarte para atrás’ el hecho de que todas corran más que tú y te sientas fuera de lugar.

Puedes hablar, charlar, hacer nuevos amigos o consolidar a ‘conocidos’ o compañeros de entrenamiento como grandes amigos.

Estás más informado, ya que siempre hay alguien que sabe cuándo son las próximas carreras.

Consejos, ayudas… correr con gente experimentada puede ser muy positivo ya que te darán consejos, te advertirán si te estás equivocando (correr más rápido de la cuenta, kilometraje…).

Y nada mejor que terminar la carrera o el entrenamiento brindando con una cerveza con otros Beer Runners. ¿Te animas?

CORRER SIN GPS, SIN MÚSICA… ¡POR SENSACIONES!

¿Has probado a correr como se hacía hace sólo unos años? ¿Has probado a salir a correr sin el móvil, sin reloj o pulsómetro, sin mp3, sin podómetro…?

No estamos en contra de todos estos avances, al contrario, somos también usuarios diarios de gps, apps para el iPhone, material técnico, mochilas de hidratación… pero sí que es altamente recomendable tomarse algún día al mes ‘libre’ para salir a correr de nuevo ‘desnudos’, libres de tecnología y complementos runners, sólo con la intención de correr al ritmo que nuestro cuerpo nos pida, escuchando nuestras zancadas en el suelo, escuchando la naturaleza y el entorno, o simplemente charlando con los compañeros.

HAZ CUESTAS

A los corredores que nos gustan las distancias largas olvidamos, a menudo, la importancia de desarrollar un tren inferior (piernas, culo…) potente. Todos los expertos y gurús del entrenamiento afirman que la clave para hacer una buena maratón, por ejemplo, es el trabajo de fuerza que se haya hecho. No es cuestión de muscular las piernas como un culturista, pero una musculatura potente y bien trabajada con gimnasio, gomas, y cuestas, nos hará correr más tiempo y más rápido.

Ejemplos:

  • 5-10 repeticiones en una cuesta de unos 300-500 metros con inclinación moderada. Hazlas de forma progresiva: las últimas más rápidas que las primeras.
  • 10-12-14 repeticiones en una cuesta corta y muy empinada de unos 50-60 metros. Hazlas casi a tope desde el principio.

En ambos casos puedes recuperar entre cuesta y cuesta bajando la pendiente al trote o, incluso, andando en el caso de las cuestas cortas.